Los lugares más secretos y misteriosos del mundo: allí nadie puede entrar

Los lugares más secretos y misteriosos del mundo: allí nadie puede entrar

[Total:1    Promedio:5/5]

Si a un niño le dices que no vaya ahí, irá. O, al menos, lo intentará. Lo prohibido nos atrae más que cualquier otra cosa, hasta el punto en el que creamos misteriosteorías peregrinas sobre lo que habrá en su interior. El mundo está poblado de instalaciones vedadas al ojo (y el conocimiento) de la opinión pública, bien sea por aspectos de seguridad nacional, para preservarlo mejor o por razones desconocidas.

Sea como fuere, hemos recopilado la historia de los lugares más fascinantes que muy probablemente nunca veas con tus propios ojos:

El Área 51, una base subterránea en Rusia o el archivo de información de los mormones son algunas de las instalaciones con mayor protección del mundo. Es imposible acceder a ellas.

Área 51

La madre de todos los misterios. De la gran cantidad de historias sobre ovnis y avistamientos alienígenas que han alimentado durante el siglo XX las teorías de la conspiración, no hay otra con tanta profusión como la del Área 51 y el llamado incidente Roswell, que cuenta cómo el 7 de julio de 1947 una nave extraterrestre se estrelló en mitad del desierto.

Aunque cada vez más datos desmonten la versión paranormal del asunto, también existen más pruebas que demuestran que la base militar existe en algún lugar remoto del desierto de Nevada.

En Roswell hay un ‘museo de los ovnis‘ visitado por 1.000 personas cada día. (Corbis)

Oficialmente la instalación cumple, en estricto secreto, funciones de entrenamiento de efectivos y prueba de tecnologías militares. En 2013 la CIA desclasificó un documento en el que, entre otras muchas cosas, se explican las pruebas que se realizaron con el avión espía U-2.

También lo reconoció Charles Bolden, por aquel entonces administrador de la NASA, en un programa de televisión: “Hay un Área 51. Pero no es lo que la gente piensa. He estado en un lugar llamado así, en el que se hacen trabajos de investigación. Nunca vi ningún extraterrestre o nave, ni nada raro cuando he estado allí”.

La base de Yamantau

Bienvenido a Mezhgorye, si consigues que te dejen pasar. (Wikimedia Commons)

Mezhgorye es una de las últimas ciudades cerradas que quedan en Rusia.

A finales de los 40, la Unión Soviética comenzó a impedir el acceso a determinadas poblaciones para establecer ahí un complejo militar, científico o industrial.

A medida que la instalación crecía, se iban construyendo edificios y servicios para abastecer al personal, dando lugar a una ciudad independiente y aislada del resto.

 

La Montaña de Granito es uno de los lugares más seguros del mundo y sirve a los mormones de archivo alejado de los ojos del público curioso

Mucho se ha especulado sobre qué se está cociendo en Mezhgorye y, en concreto, en el monte cercano de Yamantau. Una versión apunta a que los rusos han excavado allí una ciudad subterránea para albergar a miles de personas en caso de catástrofe. Otra, más moderada, de que se trata de un refugio para altos mandos. No obstante, la hipótesis más extendida es que se trata de un complejo que alberga misiles balísticos.

Bóveda del fin del mundo

En 2008 se inauguró en el archipiélago de Svalbard -a 1.300 kilómetros del Polo Norte-, el Banco Mundial de Semillas, una enorme caja fuerte que pretende mantener a buen recaudo, y para siempre, las más preciadas variedades.

Haciendo acopio de estas semillas, se podrían replantar zonas que se hubieran viso afectadas por cualquier tipo de catástrofe.

El almacén no suele abrirse más que tres veces al año, la última en relación con la guerra en Siria.

Complejo de la Montaña Cheyenne

Un búnker en el corazón de la montaña. (Wikimedia Commons)

Una instalación supersecreta del gobierno americano, dentro de una gran montaña nevada y protegida por las más avanzadas medidas de seguridad.

Pues bien, todo esto que has visto en tantas películas existe de verdad, y está en Colorado, exactamente a 600 metros por debajo de la Montaña Cheyenne.

El complejo es un puesto de control, centro de información (sobre todo del espacio aéreo global) y búnker habitable en caso de una situación extrema como un ataque nuclear o, como sugerirían los entusiastas del Área 51, una invasión alienígena.

El archivo mormón

La Montaña de Granito es uno de los lugares más seguros del mundo y sirve a los mormones principalmente de archivo alejado de los ojos del público curioso. A unos pocos kilómetros de la capital de Utah, Salt Lake City, la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días almacena, restaura o digitaliza una ingente cantidad de documentos y objetos importantes para la congregación.

Fort Knox almacena oro por valor de 186.000 millones de dólares y está equipado con los dispositivos más modernos de protección

Hablamos de más de 6.000 metros cuadrados de túneles y cámaras, todavía con abundante espacio disponible para almacenar más y más. La información, dicen, es poder.

Fort Knox

La llaman la mayor cueva de Ali Babá del mundo, pues esta base militar de Kentucky no solo almacena casi todo el oro de EEUU, sino también el de decenas de otros países. Este agosto el secretario estadounidense del Tesoro, Steven Mnuchin, confirmó que el metal por valor de 186.000 millones de dólares, en efecto, seguía ahí: “Habría sido una gran película si hubiésemos entrado y el oro se hubiese esfumado”.

 

El edificio en el que se encuentra la caja fuerte está equipado con los más modernos dispositivos de protección y, además, son necesarias varias personas para entrar, pues cada una sabe una parte del código. No basta, por tanto, con decir “ábrete sésamo”.

El hotel Greenbrier

El hotel y el refugio de la élite americana. (Wikimedia Commons)

Si alguna vez te da por instalar un búnker de alto secreto en tu casa, que sea detrás de una pared cubierta con papel pintado. Así lo quiso el gobierno estadounidense en el hotel Greenbrier, refugio de la élite en el estado de Virginia, a finales de los 50, en plena Guerra Fría.

Tras el papel pintado, una puerta de más de 25 toneladas y el consiguiente acceso a un enorme complejo subterráneo que serviría de protección a los miembros del Congreso.

En total, podía albergar a más de 1.000 personas, tenía una clínica, un laboratorio, una farmacia, una cafetería y una cámara de descontaminación.

Fuente: elconfidencial.com

Escribir un comentario

*

Llamar Visa
Llamar 806