¿Cómo funcionaban los rituales de nigromancia?

¿Cómo funcionaban los rituales de nigromancia?

[Total:0    Promedio:0/5]

Mucho se cuestiona acerca de la vida después de la muerte.

¿Será que todo termina definitivamente o de alguna forma nuestro espíritu trasciende la vida?

Así, científicamente, ninguna de las hipótesis eraha sido probada. Sin embargo, las religiones de todo el mundo predican la teoría de que sólo nuestro cuerpo es mortal, pero el alma es capaz de continuar viviendo en otro plano.

Debido a esto, existen diversos rituales que tienen como objetivo la comunicación con los muertos. Uno de ellos es la nigromancia.

¿Lo has escuchado?

Es común que toda forma de contacto con los muertos pueda ser llamada de nigromancia, independiente de la religión. Sin embargo, el término en sí hace referencia a la magia negra y a la brujería, donde el practicante tiene por objetivo el logro de conocimientos y la búsqueda de la adivinación, con la ayuda de los muertos.

Se cree que por estar libres de un cuerpo físico, los espíritus son privilegiados con información que no pueden ser concedida a los vivos, por lo que son convocados en los rituales.

Sólo para que entiendas mejor, etimológicamente hablando, la palabra es de origen griego, derivando de “nekrós”, que significa “cadáver”, y “manteía”, con el significado de “adivinación o profecía”.

La práctica tuvo su origen hace mucho tiempo, en el norte de Europa; aunque ambién era muy practicada en Persia, Grecia y Roma Antigua. Normalmente, los muertos convocados en contra de su propia voluntad, se cree, generan graves consecuencias.

Los rituales de la nigromancia

Diversos rituales de la nigromancia eran extremadamente absurdos. Por otro lado, también había algunos más elaborados, aunque todo dependía del verdadero propósito que se pretendía alcanzar. Muchos contaban con la presencia de círculos mágicos, velas, encantamientos, entre otros elementos relacionados con la magia.

El nigromante, o sea, el practicante del culto, podría invocar a un muerto de varias formas. Desde el acto de usar la ropa del fallecido y permanecer sentado durante días seguidos, hasta mutilar y comer carne humana. O incluso, comer partes del cuerpo del cadáver perteneciente al espíritu que debería ser invocado.

El lugar para la realización de los ritos también era muy importante, ya que los lugares con mayor espiritualidad siempre eran los favoritos.

Se solía buscar la casa del muerto, o incluso cementerios e iglesias, donde todo ocurría en el período nocturno. La verdad es que las conversaciones con los muertos podrían ser mucho más peligrosas que claras. Al contrario de lo que se cree, los espíritus no solían vovlerse más sabios sólo por estar muertos. Los círculos mágicos eran usados para proteger al nigromante y su eventual asistente de la ira del fantasma.

Aún así, los practicantes eran solicitados por los parientes que querían comunicarse con algún ser querido.

En este tipo de rituales, todo succede de forma muy rápida y en dirección al objetivo principal, ya que el ritual dura sólo unos minutos.

Normalmente, el espíritu cuando entra en contacto con el mundo real, el nigromante entra en trance, donde puede ser controlado y utilizado como herramienta para el muerto.

Pero también puede escuchar la voz en su cabeza y transmitir mensajes a los interesados.

Aún hoy, muchos rituales de nigromancia suceden, aunque sean prohibidos y condenados por diversas religiones y gobiernos del mundo.

Asun Vidal.

Escribir un comentario

*

Llamar Visa
Llamar 806